domingo, 1 de junio de 2014

LA TENTACIÓN DE SUSANA


A92, IDEAL de Almeria
1 de junio de 2014


La están tentando o más bien presionando. Unos con el corazón, otros con la faca afilada y escondida, pero tentaciones al fin y al cabo a una mujer que, por vez primera, deberá meditar seriamente, usando su contrastada inteligencia de estratega orgánica, donde empieza y donde acaban sus notables ambiciones políticas.
Que uno de cada cuatro votantes del domingo pasado del PSOE fuese andaluz y el hecho cierto de que la federación andaluza ganase la batalla regional en siete de las ocho provincias andaluzas- en Almería pinchó una vez más - superando al PP-A en más de nueve puntos, han situado definitivamente a Susana Díaz en el pódium del socialismo español, convertida de esta forma, por méritos propios, en un activo y en un referente del que todos llevan hablando desde hace siete días con sus respectivas noches.
La gran pregunta que, a día de hoy, se hacen todos es si Susana Díaz optará por presentarse y librar la que, a priori, puede ser la definitiva gran batalla de su biografía política dentro del PSOE, donde desde su adolescencia creció y se consolidó como una gran dirigente para el Siglo XXI.
La tentación es grande, enorme, y ella de deja querer, pero a nadie se le escapa que dar el paso para instalarse en la planta noble de Ferraz, al frente de la Secretaría General del PSOE, lleva implícitos riesgos a medio plazo sobre los que deberá meditar seriamente la presidenta; "la mejor presidenta que ha tenido nunca la Junta de Andalucía", en palabras del también joven aspirante Eduardo Madina. Un piropo que, leído con literalidad, es cierto porque ha sido la única mujer que ha accedido al cargo desde 1982. Otra cosa es que Madina haya querido compararla con Escuredo, Borbolla, Chaves y Griñán. Eso sería harina de otro costal, entre otras cosas porque nunca Susana ha sido cartel electoral del PSOE-A y, por tanto, aún no ha ganado unas elecciones autonómicas. Las que de verdad la legitimarían como dirigente indiscutida.
Cabe también preguntar si el 25M pasado ha existido realmente el denominado "efecto Susana" para que el socialismo sureño haya obtenido tan buenos resultados frente al PP. No tan buenos si tenemos en cuenta que no acudió a las urnas casi el 57% del electorado; en total 3.588.221 andaluces se abstuvieron, frente a los 2.717.971 -un 43,10%- que sí acudieron a votar.
Resulta bastante arriesgado, a la vista de estos datos de participación, sostener que gracias al impulso personal de Susana Díaz han votado al PSOE-A 937.319 andaluces. Mientras que al partido que ganó las últimas elecciones autonómicas, el PP-A, tan solo le han respaldado 691.155 votos. (El torero Cagancho quedó algo mejor en su famosa tarde en Almagro).
Puede ser cierto que el electorado que participó el domingo de la gran fiesta de la democracia, en gran medida, lo hiciera respaldando al PSOE por la reorganización sufrida hace ocho meses y, sobre todo, por  el cambio generacional que ha protagonizado Susana Díaz en Andalucía, merced dicho sea de paso, a un proceso en el que un militante no fue un voto. Pero no solo por eso. Gran parte de la culpa puede que la tenga el propio PP por dos motivos. Primero por la acción del gobierno de Mariano Rajoy, su enorme desgaste como gestores de la crisis en la que han abrasado a la clase media de este país que no acaba de creerse eso de que "España va mejor". Y, también, por como ha gestionado la derecha - ordeno, mando y sin paripé de primarias siquiera- las sucesiones de Javier Arenas y Juan Ignacio Zoido al frente del PP en la región. Históricamente el electorado ha castigado a todos aquellos partidos donde se han producido broncas internas y en el PP no solo se ha percibido ruido de navajas - entre Arenas y Cospedal- también un "dedazo" de Rajoy enviando a un Juanma Moreno Bonilla al que, visto lo visto y oído, le faltan bastantes hervores como líder de la derecha en Andalucía.
No parece por tanto que el liderazgo real de Susana Díaz tenga la dimensión que altos dirigentes socialistas han querido proyectar con sus tentadores piropos de esta semana, animándola de paso a aterrizar en Ferraz y en la política estatal acampada junto a los leones del Congreso, ya que no posee escaño de diputada.

La llave de IU

Pero hay otro aspecto importante y decisivo que no conviene olvidar y seguramente no olvida la presidenta de la Junta a la hora de meditar si da el paso a por el sillón que deja Rubalcaba. Ella no es María Dolores de Cospedal, más conocida por su actividad orgánica en Génova 13 que por su gestión al frente del gobierno monocolor de Castilla la Mancha. Susana Díaz preside un gobierno de coalición y sus socios, IU, ya le han hecho saber que consideran que debe estar dedicada ´full time´ a presidirlo.
La coalición de izquierdas, que ha subido considerablemente en las europeas, no contaba con el fenómeno de "Podemos" que, con más de un millón doscientos mil de votos, han dado la campanada por la izquierda, anunciando que se presentarán en próximos comicios municipales y autonómicos. Están crecidos y creciendo. IU es, ahora, la primera interesada en evitar que los herederos políticos del 15M se organicen convenientemente. Tampoco les interesa electoralmente un PSOE renovado con Susana al frente en Ferraz. Motivos más que suficientes como para radicalizarse, poner nuevamente en solfa el bipartito andaluz, dejar a Susana Díaz en minoría y obligarla a convocar elecciones autonómicas antes de que concluya la actual legislatura.
Llegados a este punto resulta muy arriesgado, visto desde Andalucía, la ascensión de Susana a la dirección ejecutiva del partido. Tanto que podría suponer vestir Ferraz para desnudar al PSOE-A en su único bastión. Además, Díaz, hoy por hoy, no tiene a su alrededor a una persona con carisma y consenso suficiente que la pueda sustituir ni en San Telmo ni en San Vicente.
De tal forma que la única fórmula que podría ser viable, dadas las circunstancias en el tablero socialista federal y la gobernanza de una región con índices alarmantes de paro -hasta el Papa se ha hecho eco esta semana- es optar por la presidencia del partido.
Una presidencia, desde luego con más poder y menos decorativa, controlando la ejecutiva a través de personas claves de su plena confianza,  que sí podría ser un destino políticamente apropiado para la joven lideresa andaluza del PSOE y presidenta de la Junta.
Que Susana Díaz caiga en la tentación de pelear por la Secretaria General supondría, ni más ni menos, abortar un proyecto andaluz -"hay otra forma"-  que parece que lleva electoralmente buena velocidad de crucero, pero que aún le quedan millas para llegar a buen puerto, ósea, ganar unas autonómicas en Andalucía.


LA CUAJADERA



1.- María Jesús Serrano.

-La Consejera de Medio Ambiente confesó este jueves en Canal Sur TV que personalmente no le gusta El Algarrobico. Que la Junta quiere su demolición y que, cuando esta se produzca, pondrán en marcha un Plan de Empleo para Carboneras.
Serrano justificó la posición favorable al hotel del PSOE de Carboneras por razones estrictamente locales, desmintiendo que la dirección provincial esté en esa misma línea. La Consejera, no obstante, se sorprendió -porque lo desconocía- que el Secretario de Ideas y Programas de la ejecutiva provincial de Sánchez Teruel, Antonio Amérigo Fernández, haya sido el dirigente más destacado en favor de la apertura del hotel y en contra de las acciones de Greenpeace durante la pasada campaña. Desconoce Serrano si esta contracampaña socialista les ha restado votos en Almería. "Habría que analizarlo" dijo.

2.- José Manuel Ortiz Bono.

-El Ayuntamiento de Roquetas ya ha hecho llegar al juzgado (vacante) de Roquetas la documentación requerida en su día acreditando quiénes, junto a Gabriel Amat y en Comisión de Gobierno, aprobaron once viviendas ilegales en La Fabriquilla. Diligencia necesaria para que la instrucción decida -o no- la imputación de los responsables tal y como solicitó Fiscalía y la Acusación particular.
Pero entre la documentación aportada sorprende un informe, firmado por Ortiz Bono, ex delegado de Obras Públicas - hoy delegado de Agricultura y Medio Ambiente- en el que la Junta autoriza los cambios de uso del terreno, algo que previamente la propia Junta y los tribunales habían considerado fuera de norma y en suspensión cautelar.

3.- AMAyT

La Asociación almeriense contra la corrupción ha anunciando que elevarán a instancias judiciales superiores -Audiencia y Fiscalía de Almería, Fiscalía del TSJA y CGPJ-  su inquietud ante el hecho de que haya quedado vacante el Juzgado Nº 1 de Instrucción de Roquetas, precisamente el que lleva desde hace años la investigación de varios y voluminosos sumarios que afectan al líder del PP en Almería y alcalde de Roquetas, Gabriel Amat. AMAyT cree que esta circunstancia -dilación- podría conducir a prescripciones no deseadas. También se plantean la recusación de un Magistrado en el ´Caso Auditorio´, aparcado judicialmente hasta febrero de 2015.

4.- Basuras.

- Fuentes sindicales aseguran que próximamente elevarán a Fiscalía denuncia sobre el proceso de la última adjudicación del servicios de basuras en la ciudad de Almería. Lo que narran los sindicalistas parece más un cuento siciliano que una historia almeriense real.

No hay comentarios: