domingo, 4 de abril de 2010

QUIEN ES QUIÉN EN LA OPERACIÓN PONIENTE

EL GRAN TEATRO DEL PONIENTE


Una historia de ambición, poder político y dinero, que amenaza al gobierno Griñán.


Esta obra podría resumirse en cómo asaltar el Estado de Derecho, desde una organización de amigos, aparentemente inofensiva, con personas amables y simpáticas, pero con una inusitada capacidad, con tal de lograr sus objetivos económicos, para penetrar en los tuétanos del sistema.

Muchas de las puertas de seguridad del Estado, por no decir casi todas, parece que han sido descerrajadas en esta ocasión merced a la acción política, con minúsculas. Unos pactos anti natura, sabiendo de antemano que se acordaban cosas a oscuras, bajo la mesa y por dinero (público), todo ello protagonizado por un ramillete de conocidos transeúntes de la política almeriense en la ultima década y pico. Personas que, visto lo oído, anteponen sus intereses personales a una idea, a unas siglas a un proyecto, incluso a un modelo de sociedad.

Voy a intentar resumirles lo que se presupone se oculta política y sociológicamente tras la Operación Poniente, una historia de ambición, poder y dinero. (Repugna entrar en las intimas alcobas, pero aquí también se adivina “tema”.)

Un coctel explosivo, poder político, dinero fácil y una amplia panoplia de ambiciones humanas, que la Justicia investiga en Almería desde noviembre de 2007, hace tres años largos, pero que tranquilamente podría ser extrapolado, quizás con menos intensidad que en el Poniente almeriense, a cualquier otra provincia de Andalucía o del Estado español.

La opinión pública, que asiste enmudecida y escandalizada a "lo de Matas" en Mallorca y también a lo que apunta el Poniente, debe saber que la corrupción está extendida e incrustada peligrosamente en nuestra sociedad. Que la Justicia, los Fiscales Anti Corrupción por ejemplo, no disponen de medios suficientes para investigar y abrir los múltiples frentes delictivos existentes en la geografía política, económica y social de nuestra comunidad. Y de esas circunstancias se aprovechan, sin duda, los delincuentes, algunos de cuales gozan de una impunidad increíble. Medios que deben ser aportados en su mayoría por la Consejería de Justicia de la Junta de Andalucía. Su actual titular, Luis Pizarro, es uno de los protagonistas destacados en la vertiente política de esta historia de corrupción nacida en el Poniente.


-El retrato de un clan

Conviene, con los datos que se tienen a la vista del sumario levantado, intentar dibujar el perfil policial de los principales protagonistas de esta historia. Se trata de un grupo de personas, más o menos numeroso, con un reparto de tareas o “papeles” determinado, con normas internas de funcionamiento y con una jerarquía, a veces extravagante. Con desarrollo de sus actividades prolongadas en el tiempo, desplegando presumiblemente la comisión de un abanico extenso de delitos, con gran movilidad por el territorio nacional e internacional, usando, a veces, la intimidación para lograr sus objetivos (como cortarle el agua a un hotel abierto al público), con capacidad para crear sofisticadas estructuras económicas o comerciales y con la utilización de grandes despachos profesionales de abogados, economistas, etc. Blanqueo de capitales, trafico de influencias y corrupción sobre políticos, medios de comunicación social, funcionarios públicos y miembros de la administración de Justicia, son el resto de aditamentos de un grupo organizado para delinquir.

Si se lee la Memoria de la Fiscalía Superior del pasado año 2009, se observará que la Policía española, según informó el Fiscal Jesús García Calderón, tiene un decálogo establecido, con los parámetros anteriormente citados, que ayudan a calificar la peligrosidad alta, mediana o baja de los grupos a investigar.

Por lo que se ha sabido hasta ahora, los más destacados protagonistas de este sumario y que permanecen desde hace casi medio año en prisión por orden judicial, podrían reunir características suficientes como para ser definidos policialmente como un “grupo de delincuencia organizada, de alta intensidad”.

Junto a los actores principales del clan, aparecen en la escena un extenso reparto de actores secundarios, colaboradores necesarios de la trama, así como infinidad de figurantes que , quizás, solo pasaban por allí. Pero ninguno de ellos ha dado el paso al frente para explicar, públicamente, porque le citan en las conversaciones. Los siguientes nombres ocupan distintos papeles en la obra, se trata solo de una aproximación, porque quizás no son todos los que están, ni están todos los que son.



-Juan Enciso. Alcalde de El Ejido.

En prisión, imputado desde el 23 de octubre de 2009. Casi veinte años de alcalde, hasta 2005 con reiteradas mayorías, con las siglas del PP. Icono frente a Gabriel Amat de una lucha por el poder interno del PP en Almería, se marchó y fundó el PAL. Tenía la llave con tres diputados para gobernar la Diputación que, Enciso, no dudó en poner a disposición del PSOE y su líder provincial entonces, Martín Soler, “porque es el que tiene el dinero para mi pueblo, tanto en Sevilla y como en Madrid” afirmaba entonces en la prensa.

Juan Enciso, que en lo más profundo no quería ruptura con el PP, porque es de derechas y le "repugna Zapatero y su política", se vio abocado a optar por la escisión y convertirse en la eterna muleta del PSOE para arrinconar al PP, especialmente jaleada por quien quería verse de presidente de la Diputación, José Añéz Sánchez. El PAL, ayudado a consolidarse por el PSOE y sus diversos tentáculos, iba a decidir sobre los destinos de casi 700.000 andaluces, radicados en los 8.774 kilómetros cuadrados que tiene la provincia de Almería con 103 municipios. Enciso, en las conversaciones del sumario, se intuye que no solo conocía los manejos de su entorno, participaba y, en apariencia, lo controlaba casi todo. Pero, bien mirado, Enciso estaba en su mundo, entretenido con caprichos que le llenaban mucho, como acabar su bodega en el cortijo, producir vino, colocar al hijo de fulanico o menganica, trampear las oposiciones de su ayuntamiento, cortarle el agua del hotel a los Escorial, ocultando su autoría tras Elsur, así como manejar los tiempos políticos, siempre en función de sus intereses a cada momento. Seguramente nunca creyó que hiciese nada malo, ni que se llevase a los bolsillos nada que no fuese suyo, pero el personaje de Enciso queda situado, de momento, como el líder de un régimen caudillista y surrealista, eminentemente cortijero, con sus propias normas y códigos, al que se le ha permitido crecer y desarrollarse merced a una determinada política de oscuros pactos. Permitidos o tolerados por quienes gobiernan instituciones fiscalizadoras y que han sido puestas al servicio del pacto y los intereses de sus protagonistas. La dimisión del cargo de alcalde, tras medio año en prisión, es el último cartucho que guarda Enciso para atenuar su dura situación penitenciaria. Es el mejor consejo que recibe desde hace meses de su defensor y amigo Paco Torres. Seguramente dará el paso de dimitir cuando sepa que, quienes él apuntó desde la cárcel en la empresa Elsur, su consejo de administración, empiecen a desfilar ante la magistrada Peña Martínez. Y eso parece que puede estar al caer.



-José Alemán Bracho, Interventor Municipal.

Interventor municipal, imputado y en prisión. Es el más hábil y también el más rico de todos. Su tren de vida le delató hace tiempo, siendo un cliente distinguido y habitual de la selecta tarjeta “Centurión” de AMEX, con un límite de gasto establecido en el millón de euros. Lujo y dinero, mucho dinero el manejado por el Interventor accidental de El Ejido en estos años, al que la investigación sitúa como eje central de la trama económica del clan. Ganaba entorno a los cuarenta millones de pesetas mensuales. Alemán Bracho ya fue pieza clave del PP de Almería, amigo de todos antes de la ruptura formal entre Gabriel Amat y Juan Enciso. De alguno llegó a ser socio tiempo atrás, siendo a partir de 1990 cuando le compró acciones a Luis Rogelio Rodríguez como socio, comprobando, años después, que la aventura política del PAL , iba a ser mucho más rentable para sus ambiciones recaudatorias y ser aún más rico de lo que ya era entonces.

La ida de Martín Soler a Sevilla, como consejero de Agricultura, supuso un momento dulce para que Alemán soñara con grandes proyectos fuera de los límites de Almería, en Andalucía y también fuera de ella. Hasta entonces, quitando las delegaciones de la Junta en Almería – con alguna excepción- pocas veces habían tenido grandes entradas en los despachos de la Junta en Sevilla. Pero con el amigo Martín de consejero, apoyado por el hombre que, aparentemente, iba ganando la partida interna por la sucesión, Luis Pizarro, fue una gran noticia para Pepe Alemán en El Ejido y todos sus socios y amigos. Hace un año, el sobresalto de Pepe Griñan irrumpiendo en escena, fue compensado con el nombramiento de Martín Soler como titular de Innovación, Ciencia y Empresa, la macro consejería más potente económicamente hablando de las del gobierno. Era el número tres y el dos estaba chupado. Una mina o la gallina de los huevos de titanium, como la tarjeta Centurión. Las observaciones policiales de abril a octubre muestran precisamente la euforia del clan, activando una envolvente que creyeron más segura entorno a las autoridades de la Junta de Andalucía, y en concreto, ante el nuevo poder emergente con Soler y Pizarro al frente. Todo ello sin olvidar el papel jugado por su gran amigo Pepe Marañón, el hombre utilizado por el clan para conectarles con el imperio Abengoa y sentirse, aparentemente, más protegidos. Verdaderos Amos del Universo.



-Juan Antonio Galán.

Empresario, imputado y en prisión. Parece que es el que lidera formalmente a los empresarios vinculados a la trama. Dicen de él que es un hombre con clase, educado, amable, correcto y seductor. Santanderino de nacimiento, fue el primer gerente que tuvo Almerimar. Galán está presente en todas las salsas y conoce a la perfección la mayor parte de las operaciones, concursos y subvenciones que en cada momento persigue o patrocina el clan. Tiene una extensa red de contactos, y llama poderosamente la atención cómo un empresario que dice que paga con dificultad la nómina de sus trabajadores, invierte en nuevos proyectos en Costa Rica. Entre sus socios figura el ex ministro del Interior, José Barrionuevo Peña. No solo es amigo y socio del interventor de El Ejido, también es habitual contertulio del interventor de Níjar (PP), cuyo termino supera los 600 kms cuadrados.



-José Amate Rueda.

Empresario sevillano imputado y en la cárcel. Procedente de Abengoa y Elsur, es propietario de las subcontratas que han hecho reventar el escándalo. Formaba parte de la gran “metástasis empresarial” de la que habló la Inspección de Trabajo, como apertivo de la OP. Amigo personal de Enciso parece que fue al que primero quisieron quitar del negocio de Elsur. Y Amate, que no parece compartir códigos y pactos no escritos, empezó a reclamar lo que legalmente le correspondía por una rescisión unilateral de sus contratos. Sus charlas son clarificadoras, lo cuenta todo con pelos y señales, tiene el dibujo de la trama en la cabeza y llega, por momentos, a temer por el clima irrespirable de hace un año en El Ejido, aquel enclave que comparó hace años con “el dorado”, porque todo estaba por hacer. A la vista de cuanto dice Amate en sus conversaciones, es fácil concluir que sus didácticas referencias al cruce de negocios donde “están todos”, habrá servido de mucho a los investigadores de esta compleja trama económica.


-José Carlos Lirola.

Empresario imputado, histórico adjudicatario del servicio municipal de limpieza de El Ejido y otros pueblos del Poniente. Le facturaba a Elsur la comisión que le pagaba a Pepe Alemán cada mes por asesoramiento verbal. Sorprende cuando Galán le anuncia la visita de unos señores de Madrid que le van a comprar su empresa de reciclaje, proceso en el que el alcalde participa, prometiendo las certificaciones que procedan para que los “señores” inviertan sus millones en El Ejido y con sus amigos. Lirola, tras conocer el alcance de la operación y quienes son los visitantes, se convierte en el primer interesado en que fructifique. Es un gran aficionado a la velocidad y a los coches.



-Ambrosio Cuevas.

Otro de los empresarios imputados de la trama. El periodo de la observación policial coincide con malos momentos para la salud de su esposa. Hombre recto, educado, muy respetado en ámbitos empresariales, llegó a representar los intereses de los japoneses que invirtieron hace años en Almerimar. Director/propietario de un colegio privado en Vera, es hombre de vida discreta y familiar, no ha sido ostentoso como los demás.



-Pepe Marañón.

Presidente de Agua y Gestión, principal accionista de Elsur, empresa que conoce desde su fundación, siendo un destacado ejecutivo del Grupo Abengoa, amigo de Alemán y de Enciso, a quienes agasajó en la última Feria de Abril junto al presidente del grupo, Felipe Benjumea Llorente y otras personalidades de la Junta.

Según las conversaciones, Marañón era informado de las gestiones que Alemán realizaba ante Martín Soler, en concreto las relacionadas con las sub estaciones eléctricas previstas en el término, una operación que algunos estiman en un beneficio final por encima de los 80 millones de euros. Queda también evidenciado que Marañón podría ser responsable, por acción u omisión, de cuanto ha sucedido en Elsur en estos años en tanto que maximo ejcutivo de la principal acionista. A él, a Agua y Gestión, se refería Enciso en su mensaje desde la cárcel a principios de año, echando el balón contra el acristalado edificio de Abengoa, en el centro tecnológico de Palmas Altas en Sevilla.


-José Añéz Sánchez.

Ideólogo del PAL y del encisismo. Ex presidente tránsfuga de la Diputación de Almería en virtud de un pacto secreto en 2005 con el PSOE de Martín Soler, pacto revalidado públicamente tras las últimas elecciones municipales por Diego Asensio, tras la marcha de Soler a Sevilla como consejero. Añez, esta vez, se conformó con ser vicepresidente y manejar solo el 40% del presupuesto de la Diputación. El PSOE manejaba el 60% del poder restante. Gran conocedor de los medios y como sicólogo de los mensajes, desde que Enciso entró en la cárcel es quien manda y ordena la estrategia a seguir en el PAL y el ayuntamiento de El Ejido.


-Martín Soler Márquez.

En nombre del PSOE pactó con el PAL, para debilitar a un PP que ganaba elección tras elección en su feudo. De delegado de Medio Ambiente a poderoso factótum del socialismo, pasó más de una década, y en su irresistible ascenso siempre contó con el apoyo del aparato regional del partido, primero del secretario de Organización y después del vicesecretario general: Luis Pizarro Perales. Ni las derrotas electorales, como jefe del partido y como candidato, ni la purga interna a la que ha sometido a dirigentes del partido en este tiempo, ni tampoco sus denuncias en la Fiscalía Anticorrupcion que propiciaron, de rebote, el "Caso Chaves". Nada de eso impidió que Soler fuese nombrado consejero por Chaves, bajo la inspiración y protección de Pizarro. Le dio Agricultura y Pesca. Gloria bendita para la agricultura intensiva del Poniente y sus graves problemas, entre otros, la competencia desde Marruecos. (Por cierto, llama la atención en algunas charlas donde los imputados mencionan empresas, se suponen que agrícolas, creadas en Marruecos y Argelia).

Cuando Martín llega a Sevilla en 2008 y se ve de consejero, en su cabeza, ronda otro sueño a medio plazo, quizás para 2013. Sustituir a Manuel Chaves, tras haber vuelto a ganar el PSOE-A las elecciones de 2012. Paco Vallejo, el gran competidor, se iba difuminado, porque se le notaba demasiado sus ganas de ser el delfín de Chaves. Mar Moreno, “¿la niña?”, esa nada, por encima del cadáver de "Luispi", como así ha sido.

No contó Soler que Griñan llegó para quedarse y que, necesariamente, eso suponía pactar con Zapatero. Aún no se tiene perspectiva suficiente para afirmar que la imposición de Mar Moreno, como clara número dos y, por tanto, con derecho a sucesión, obedece a que se ha intentado atajar desde Madrid, como sea, la que parecía carrera imparable de Martín al sillón de la Junta.



Luis Pizarro Perales.

El actual consejero de Gobernación y Justicia ha tenido diversos contactos con los miembros del clan actualmente en prisión. Las charlas grabadas revelan una fluida relación, con almuerzos lúdicos, además de los institucionales, muy por encima de lo que sería habitual en unos socios políticos en una diputación de 230 millones de presupuesto. Se comportan más como amigos que como socios políticos. Pizarro, a instancias de Soler, ha bendecido desde el primer momento el pacto suicida con el PAL en Almería y su mantenimiento, estrategia a la que Pizarro condujo al propio Chaves, que recurrió a lo de “garantizar la gobernabilidad de la Diputación”, para defender lo que, en realidad, era un pacto oscuro, no escrito y que acabaría dando serios problemas.


-José Manuel Gómez Angulo.

“El doctor” es el gran relaciones públicas entre los, de momento, más destacados protagonistas de esta obra, cada uno en su papel. No ha buscado dinero, solo divertirse, tener su particular protagonismo y, de paso, “putear al Arenas y a los tonticos del PP”. “Los tonticos, esos de segundo nivel a mí no me interesan, yo no hablo con ellos” solía decir Angulo. Es utilizado casi al mismo tiempo por Alemán y por Martín Soler y les atrae, fundamentalmente, su agenda y el control informativo interno que Angulo tenía de lo que se cocía en el PP, pero sobre todo, su conocida enemistad con el que fue su amigo Javier Arenas. Almería, su lugar de nacimiento, era un territorio donde Gómez Angulo se movió bien en todas las crisis padecidas por el arenismo, primero con Juan Megino y finalmente con Enciso. Ser el enlace entre Alemán y Soler, el amigo leal que les unía, le dieron al doctor una enorme influencia por debajo de ambos cerebros. Leáse Diego Asensio, segura Vizcaíno, José Luis Aguilar o Manuel Recio, entre otros muchos personajes de la política y el mundo de la empresa almeriense.

El PP ha marcado distancias estos días con su ex senador, recordando que hace años que no milita en el partido, por dejar de abonar su cuota como militante.


-Diego Asensio.

Senador, es secretario general del PSOE de Almería y presidente de la Comisión de Justicia del Senado. Dicen de él que alertó a Alemán en junio de que iba a ser detenido en octubre, comentario que le supuso una “riña” de Enciso ante Pizarro y Soler en un almuerzo sevillano para planificar el curso político 2009-2010. Al clan le molestaba mucho que se hablase de la supuesta investigación de los fiscales. Hombre fiel a Martín, ha continuado su política de pactos en Almería con el PAL, siendo su despacho telefónico diario con el consejero no inferior a una hora cada noche. Soler, gracias a Diego, nunca se fue de Almería y siempre lo supervisó y controló todo, incluso el nombramiento de la presidenta del Puerto. Asensio no habla con su igual en el PAL, el secretario general Pepe Añez, cuando amarra y concreta el almuerzo en el restaurante El Viejo de Sevilla, lo hace con Pepe Alemán, el interventor municipal.


-Juan Antonio Segura Vizcaíno.

El número tres del escalafón socialista almeriense participa activamente en el seguimiento diario, a pie de territorio, del pacto PSOE-PAL, siendo un buen operario del aparato martinista. Vizcaíno se ve convertido en una especie de recadero o enlace del clan en asuntos relacionados con dineros y con la administración pública. Tal es el caso de los locales de Aquamed, o el desbloqueo de un asunto en Economía y Hacienda que le pide Alemán.


-Miguel Corpas.

Delegado del Gobierno de la Junta en Almería, Corpas pertenece al denominado “clan de Cuevas”, de donde es oriundo Martín Soler. Su contaminación política con el clan y ser un hombre del martinismo político, convierten su permanencia en el cargo un termómetro que recogerá la temperatura política entre Griñán y Pizarro, también la preocupación del gobierno por lo que aún oculta la Operación Poniente. El retraso en su ratificación hace suponer que será finalmente relevado.


-Francisco Amizián.

Concejal popular del Ayuntamiento de Almería. Aparece como amigo de Alemán con quien almuerza poco antes de las detenciones, no se sabe muy bien para qué. El incluso habla de un supuesto ofrecimiento de pacto de Gabriel Amat al PAL a través de Alemán, ofrecimiento que es negado por Amat. Amizián, uno de los puntales del alcalde Rodríguez Comendador, ha levantado las iras en el partido por el desprecio que sus charlas proyectan sobre sus compañeros del PP, especialmente los de El Ejido a los que califica de “tontos”. No ha dado explicaciones y parece que tampoco se las han exigido en su partido. Dicen que se siente fuerte y seguro, porque todos han aceptado su verdad.


-Jose Barrionuevo Peña.

El ex ministro del Interior, tras cumplir la pena de prisión por su implicación en el terrorismo de Estado con la creación de los GAL, volvió en retirada a sus orígenes almerienses donde se estableció y se metió en negocios junto a su esposa Esperanza, titular de algunas sociedades. Así, aparece como socio de Juan Antonio Galán y, sobre todo, como intermediario ante El Corte Ingles en una de cuyas gestiones, conceder la obra de mármol a Tino fracasó, aunque se cite a Isidoro Álvarez en Marbella como dador del favor que le pedía Barrionuevo, gestión solicitada al ex ministro por Pepe Alemán.



-Jesús Caicedo.

Alcalde de Cuevas del Almanzora y Senador del PP. Aparece en las conversaciones con Alemán donde se le piden cosas, favores a un empresario del sector recaudación que no se sabe si concedió finalmente como alcalde. Dice que su relación con el clan le llegó por la vía lúdica, o sea por Jose Manuel Gómez Angulo.


-José Luis Aguilar.

Veterano de AP, Aguilar ha sido durante años el hombre del aparato del PP por excelencia en Almería. En Diputación y como parlamentario, Jose Luis Aguilar nunca rompió el hilo umbilical que le unía a “los de El Ejido”. Siempre fue un hombre puente y siempre se creyó que todos, en el PP, lo sabían. Pero lo que no se sabia es que, mientras Gabriel Amat le avalaba económicamente tras perder un pleito con Añéz en Diputación, Aguilar era manejado por el clan, para desestabilizar a Arenas (y a Amat), permitiendo que circulase el amenazante rumor, referido a él sin citarle, como primer ocupante del Grupo Mixto en el Parlamento de Andalucía.


-Javier Arenas.

Diputado por Almería y líder del PP-A. Se ha enterado ya de lo que está en juego, políticamente hablando, con “lo de Almería”. Dicen que va a por todas, caiga quién caiga, según su numero dos Antonio Sanz. ¿quién dijo miedo?


-Montserrat Peña Martínez.

Magistrada Juez del Nº 2 de Almería que instruye la Causa desde hace un año, tras dos años de investigación la Fiscalía y la presentación de la correspondiente denuncia. Con poco más de treinta años, Peña Martínez, parece una mujer que saber marcar las distancias y situarse en su papel jurisdiccional. Sabe que la Operación Poniente será un asunto decisivo en su Carrera y, también por eso, no puede permitir ni permitirse ningún error en la instrucción. Su actuación está siendo intachable según la opinión generalizada y, por lo que se afirma en ámbitos jurídicos próximos al caso, “sabe lo que lleva entre manos”. No ha dudado en abrir diligencias para investigar las filtraciones del sumario. Sus días como instructora del caso Poniente están contados ya que tiene solicitado nuevo destino. En el plazo de un mes, según todas las previsiones, el asunto quedará encarrilado judicialmente en su eje central, no descartándose otras instancias judiciales en función de las distintas piezas separadas que emanen de la Causa.


-Jesús Gázquez.

Fiscal adscrito a Anticorrupción en Almería. El fue el encargado de estudiar los primeros indicios sobre la trama de subcontratas, tras la correspondiente denuncia ante la Fiscalía del TSJA en 2007. Con fama de buen profesional y honesto, Gázquez llegó a convertirse en un objetivo informativo del clan, llegando a investigarle. Por lo que parece se trataba de adivinar si el fiscal, que creían emparentado con una concejal del PP por la coincidencia de apellidos, podría estar en la nómina de Gabriel Amat y el PP. El Fiscal tuvo ocasión en la toma de la primera declaración de Alemán, de preguntarle por qué le investigaban y recordarle que su nómina mensual, la del funcionario público, asciente a 4.100 euros, y que con ese sueldo era un hombre feliz. Persona extrovertida y afectuosa, es tremendamente reservado en su función como fiscal, hasta tal punto es celoso de su trabajo que al inicio de la investigación, toda la documentación base, nunca “durmió” en las instalaciones judiciales. Las llevó, día y noche, en su cartera de mano.


-Los Medios de comunicación.

Los periodistas y los medios de comunicación con incidencia en Almería y Andalucía son elementos destacados a utilizar por los distintos intereses que confluyen en la parte más política de la OP. Se compran y se venden o se alquilan por temporada, depende lo que convenga. Se defiende lo blanco como negro a cambio del dinero del clan, o de quienes protegen políticamente al clan. Hay que pagar nóminas, pero difícilmente se puede ejercer la crítica, dar lecciones a los demás, si nuestros consumidores intuyen que opinamos en función de oscuros intereses no confesados, que no estén sustentados en una orden publicitaria legal, concreta y transparente.

Demasiadas veces, quizás sin saberlo, el dinero institucional ha servido para sufragar el trabajo sucio de muchos periodistas contra otros y fomentar la división y el enfrentamiento de la profesión en Almería. Han manejado a los medios, como manejaron al jurado que en plena investigación, otorgó a Enciso y Alemán un premio nacional a la “transparencia en la gestión” del Ayuntamiento de El Ejido.

Aparecen desorbitadas contrataciones publicitarias, manejos sicilianos de los presupuestos públicos de publicidad, un escándalo de tal magnitud que explican muchos comportamientos editoriales en estos años. También aparecen víctimas, siendo Onda Cero el medio más castigado empresarialmente por el clan y sus socios políticos en los últimos seis años, al marginarla - "castigarla"- sistemáticamente de la publicidad institucional. También han sido objetivo de los ataques sus periodistas en El Ejido y Almería, cuyo comportamiento profesional, queda avalado por la inquina y temor que reflejan las conversaciones y sms del clan, en un seguimiento constante y diario de su impecable trabajo informativo.

6 comentarios:

Diego dijo...

Estimado Pepe, no está mal, recordar quién es quién en el caso Poniente. Sabemos, en principio, que ni son todos los que estan ni estan todos los que son, pero creo que acabas de escribir el principio del "Epilogo" de lo que podría ser una "Gran Novela", una "Película", que si bien entendería que ésta sería la 2ª parte, quedaría contar la primera y como no la tercera, es decir, igual que la "Trilogía del Padrino". Respecto al tema de los medios, honestamente, creo que han sido varios los mal tratados, los ignorados, los castigados, pero por uno y otro bando. Bueno pero creo que eso es "arina de otro costal". Pienso, que en éste asunto, no se ha dicho la última palabra y quedan otras cuestiones "Piezas Separadas" que verdaderamente no me atrevo a afirmar si nos enteraremos o no de ellas. En otro orden de cuestiones te invito a que escribas ésta historia " NOVELA" y que nos cuentes como empezó todo, la primera parte, quienes eran sus personajes,porque nace la trama, como se gestiono la misma, por que unos entraron y otros fueron excluidos,etc., sería interesante ya que la tercera parte de la "Trilogía", creo que nos la contará el "TIEMPO", con tu ayuda, claro.
Un fuerte abrazo y ánimo.

Pepe Fernandez dijo...

Estimado "Diego":

Le tranquilizo. Esta historia, la prehistoria, esta escrita por mi parte hace mucho tiempo. Comencé a hacerlo la Nochevieja de 2007. Uf, que lejos. Y se sigue escribiendo... Estoy con Ud, esto da para esa Trilogía. Ahora solo falta editor, uno que no se someta a presiones. Conozco a uno en el que confío. Todo en su momento, que de la segunda parte aún no sabemos nada. Está por suceder y por escribir. Sí le digo que aquello que escribí hace tres años y que me parecía ficción, releyendo ahora, confirma aquello de que la realidad siempre supera a la malvada imaginación.

Salud.

colombine dijo...

Le felicito por el informe al detalle que usted hace sobre la Operación Poniente. Aunque supongo que seguirá analizando personajes pues aún quedan unos cuantos..

Por ejemplo, eses Señores ...con distintas siglas... que estaba dentro de la cocina y según ellos no escucharon el estrépito cuando se rompió la torre de platos ...¿como se come eso?

Rodrigo Chumbo dijo...

Lo que es extrañísimo es que en los medios de comunicación no hables de Teleprensa, una web dedicada a loar al PAL y atacar sin piedad al PP, financiada por Añez, un empresario del mármol, etc. El director es un ex miembro del PP al que se le dió la patada en su momento por su afán de negocios, y su mujer es una de las asesoras de Diputación que "cobran sin trabajar" (según una entrevista grabada con cámara oculta en Intereconomía).

Diego dijo...

No solamente le dieron la patada en el cúlo los del PP, tambien se la dieron los del mundo , parece ser que por el mismo motivo. No obstante yo tenia entendido, en un principio que Tele-compresa, era una empresa de él y que despues puso a su mujer. Lo que si es cierto es que él ya no aparece en el accionariado y segun los informes de hacienda, es una empresa con un elevadisimo nivel de riesgo y que además ha devuelto pagarés, etc. Tambien vi , mejor dicho, escuche lo de los asesores, lo que no me queda claro al respecto es si su mujer cobra del Pal o del Psoe, porque éste individuo se jactaba de wsus magnificas relaciones con Juan Callejon, si mal no recuerdo trabajó en Andalucía Cargo y evidentemente se la "cargó", trabajo con unos empresarios muy conocidos de Almeria, sector Pesca y tambien le dieron la patada. Pero bueno, siempre han existido los Mamapo.....

Pipas Carancha dijo...

Parece ser que Juan Enciso dejará de hacer versiones de los chunguitos en solitario. Ahora ya forma parte de un cuarteto de blues.

http://www.youtube.com/watch?v=sIJ7tMeIung